Opinión Lenovo Watch X, ¿Merece la pena un SmartWatch híbrido?

¿Cuál es la diferencia entre un reloj de pulsera convencional y uno híbrido? La tenemos, claro está, en la tecnología que existe tras la esferas y las agujas mecánicas que marcan la hora. El Lenovo Watch X es un producto que, para ser sincero, me ha gustado a nivel general mas allá de esas pequeñas cosas que le restarán puntos según las exigencias de cada uno. Yo me considero un usuario exigente, especialmente en wearables de precio asequible, así que mi voto de confianza lo ha tenido.

Éste ha sido el primer reloj inteligente «híbrido» que he probado ya me ha sorprendido por cuatro cosas por las que creo merece la pena comprarlo:

  • Construcción. No esperaba que al tenerlo en la mano me diera tan buenas sensaciones, y tanto su cristal de dureza 9H como su caja de acero inoxidable 316L se han ganado mi confianza.
  • Correa metálica. ¿Puede una correa con punto de fijación por imán dar la talla? Te puedo asegurar que sí, aunque parezca en un principio una solución endeble que vaya a caerse continuamente. La sujeción es firme y, mejor aún, el ajuste que uno pueda necesitar en un momento dado es un gusto. Además, la correa metálica elegida es elegante y no es incómoda.
  • Marcando la hora. Solamente los relojes caros o de tinta electrónica son capaces de mostrar a la perfección la información horaria en exteriores con mucha luz. EL Watch X, al tener agujas reales, nos aportará una vista perfecta de la hora por mucha luz que haya.
  • Autonomía. Es de las mejores cosas del reloj de Lenovo, que en mi caso ha superado con éxito los 30 días de uso continuado. De hecho, teniendo en cuenta mi manejo personal, cada semana agota como mucho un 20% de capacidad de batería. Si algo me molesta de los SmartWatch es que tenga que cargarlos cada dos días.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Las anteriores son buenas razones para elegir el Lenovo Watch X, cuya aplicación para móviles Android ha sido estable en el mes de uso que he tenido el dispositivo: en la pantalla del reloj se ha mostrado un mensaje de desconexión en el momento en que se perdía cobertura inalámbrica, reconectando inmediatamente al recuperarla. En todo caso hay algunas cosas mejorables del reloj:

  • La pantalla OLED no es visible en exteriores con mucha luz, lo que «obliga» a utilizar el Smartphone vinculado para revisar datos de actividad
  • Ha faltado disponer de un botón lateral de selección para, por ejemplo, iniciar el registro de una actividad concreta. Es preciso situarse en la pantalla y deja que automáticamente se inicie.
  • A nivel de notificaciones Lenovo no permite disponer de todas las aplicaciones instaladas en el teléfono, si no que ha establecido un listado predeterminado de apps compatibles: en lo personal me falta recibir alertas de mensajes de correo electrónico.

El Watch X no cuenta con pantalla táctil, razón por la cual hay tan buena autonomía, pero eso hace necesario utilizar la aplicación dedicada para manejar ajustes o acceder a ciertos tipos de información. ¿Algo más a comentar antes de invitar al lector a echar un vistazo al vídeo review que encabeza este artículo? En los días que he usado el reloj de Lenovo he recibido varias actualizaciones que han mejorado aspectos clave, incluido el registro de la calidad del sueño.

En mi opinión si no buscas un SmartWatch muy «avanzado», pero que sí sea elegante y te permita conocer a través de vibraciones si hay novedades a las que prestar atención, el Watch X es una gran opción a un precio de mercado que ronda los 50 euros. Lo dicho, dale a reproducir al vídeo y luego me cuentas tus impresiones.

Anuncios

Deja un comentario