Galaxy Note 9, el gama alta de Samsung para los que quieran despreocuparse del cargador

Lo sé, el Galaxy Note 9 de Samsung ya hace días que se presentó. Pero, como todo ser humano, uno necesita vacaciones y no puede estar al pie del cañón en todo momento. ¿No? Me gustaría aquí dar algunas valoraciones iniciales del producto teniendo en cuenta las prestaciones, mas apenas en un par de días traeré mi unboxing y primeras impresiones para ya opinar de una forma más sólida. Eso sí ya te puedo adelantar que este Smartphone será mejor opción que el Galaxy S9+ solo considerando una de las características técnicas.

¿Qué es lo primero de lo que uno debe hablar? De cuánto cuesta el terminal: oficialmente son 1008,99 euros la versión con 6GB de RAM y 128GB de memoria interna total, disponible en colores Midnight Black y Morado Lavanda. Pero, si se quiere subir de nivel, habrá que desembolsar la friolera de 1259,01 euros para la variante con 8GB de RAM y, ojo al dato, 512GB de memoria interna: en este caso hay un color exclusivo Ocean Blue, aunque también se pueden escoger los otros dos mencionados.

Batería de 4000 mAh, por fin lo que el usuario necesita

Uno de los teléfonos móviles que tengo en propiedad es un magnífico Samsung Galaxy S8+, cuya batería de 3500 mAh me parece más que solvente para disponer de una carga completa durante día y medio. De hecho lo elegí por que el Galaxy S8 “normal” con batería de 3000 mAh me parecía insuficiente. ¿Por qué ha tenido tanto miedo la marca en dotar a sus flagship de productos con baterías de gran capacidad? Todo un misterio que por fin se deja atrás con el Galaxy Note 9, el cual se iguala a los Huawei Mate 10 y P20 Pro.

Sin haber probado aún el nuevo orgullo de la marca coreana, ya puedo adelantar al lector los magníficos resultados que se van a obtener a nivel de desgaste energético. De hecho, teniendo en cuenta que se incorpora una batería de 4000 mAh, como mínimo deberían igualarse los valores obtenidos con el Galaxy S9+ (con pantalla 0,2 pulgadas más pequeña y 500 mAh menos en capacidad de batería):  no más de un 16% de consumo de energía tras jugar a Real Racing 3 durante 40 minutos y hasta un 25% de desgaste energético tras reproducir 2h de vídeo en FULL HD vía Wi-Fi.

En mi opinión el Galaxy Note 9 incorpora ahora ya la capacidad de batería que merece una pantalla de grandes dimensiones, siendo esto uno de los principales causantes de lo rápido que se drena una carga completa. Es más, el tener una pantalla de tipo Super AMOLED hace que la eficiencia energética destaque sobre las soluciones IPS LCD: el flagship de Samsung cuenta con un espacio visual con diagonal de 6,4 pulgadas y resolución QuadHD+, esto último pudiéndose rebajar hasta FULL HD+ a fin de estirar un poco los tiempos de uso.

Un Galaxy S9+ con Stylus y ciertas prestaciones mejoradas

¿Es tan distinto el Galaxy Note 9 del Galaxy S9+? En mi opinión me parece que son productos muy similares, aunque el Galaxy Note Series sea algo más cuadrado, traiga un S Pen y esta vez una mejoras técnicas que lo pueden hacer más atractivo y funcional. De hecho sería interesante mencionar aspectos comunes a ambos móviles Samsung:

  • Conectividad Bluetooth 5.0, Wi-Fi de banda dual y NFC
  • Sistema de navegación Galileo
  • GPS+Glonass
  • Procesador Exynos 9810 o Qualcomm Snapdragon 845 (según región)
  • GPU Mali G72 o Adreno 630 (según procesador)
  • Slot para tarjeta micro SD (de hasta 400GB para el S9+ y de hasta 512GB para Note 9)
  • Pantalla de tipo Super AMOLED con resolución QuadHD+
  • Diseño con dos caras de cristal y perfil metálico
  • Sonido Dolby Atmos y altavoces estéreo afinados por AKG
  • Auriculares incluidos firmados por AKG
  • Cargador incluido de 9V-1,67A
  • Sensor de huella dactilar
  • Acelerómetro y giroscopio
  • Certificación IP68 (resistencia al agua y al polvo)
  • Cámara frontal de 8MP AF F1.7
  • Doble cámara trasera: DualPixel de 12MP con apertura dual F1.5/F2.4, y teleobjetivo de 12MP F2.4
  • Sensor de frecuencia cardíaca
  • Reconocimiento de Iris y reconocimiento facial

¿Qué te ha parecido el generoso listado de características comunes entre los gama alta de 2018 de la compañía coreana? Por supuesto hay diferencias notables, como la capacidad de batería (500 mAh más en el Note 9) y las dimensiones de la pantalla (0,2 pulgadas más en el Note 9). Sé que para algunos es una herramienta imprescindible (o que favorece con creces la productividad) pero para mi uso en el día a día un stylus no tiene valor: el S Pen lo veo más factible en un tablet, por poner un ejemplo más o menos lógico teniendo en cuenta mi experiencia.

Por otro lado, puesto que el sensor de huella dactilar lo tenemos en la parte posterior, el sistema de reconocimiento facial creo que es una solución más que factible para desbloquear el Galaxy Note 9 de forma natural tras sacarlo del bolsillo o levantarlo de la mesa en la que esté descansando. ¿Qué sucedería si el sensor de huellas estuviera delante? Entonces para mí no tendría sentido ni el reconocimiento facial ni el de retina.

A nivel de calidad de audio, con y sin auriculares el Galaxy Note 9 dará la talla debido a la calibración de los altavoces por AKG y por la incorporación de la tecnología Dolby ATMOS, que es recomendable tener activa al disfrutar de dichos altavoces estéreo. Además, en mi opinión, los ajustes de software permiten afinar como se percibe el sonido según preferencias de cada propietario: controles manuales para agudos y graves, efectos de audio y un ecualizador manual multibanda para adaptar el sonido a cada usuario y según el accesorio conectado (por cable o por bluetooth).

¿Importa tener una buena cantidad de memoria? Por supuesto, y no solo eso sino también que se pueda complementar la capacidad de almacenamiento con una tarjeta micro SD: con el Galaxy Note 9 se puede usar una tarjeta de hasta 512GB, 112GB más que con el Galaxy S9 Plus. Si se es un usuario extremadamente exigente los 128GB de memoria interna de la versión de base pueden acabar sabiendo a poco tras un trimestre: piensa que 1h de vídeo grabado en 4K ya agotará alrededor de 4GB de memoria, y que un álbum de música en formato FLAC superará los 200MB.

Una gran compra para quienes tengan buenos ahorros

¿Te puedes gastar 1000 euros en un Smartphone? Si es que sí el Galaxy Note 9 será uno de los productos de referencia en los que fijarse a la hora de comprar tu nuevo juguete electrónico. De hecho me parece que merece la pena apostar por él antes que por un Galaxy S9+ básicamente por el extra en capacidad de batería: en mi opinión le sobra el S Pen y no me habría importado que la pantalla fuera igual en tamaño al del Galaxy S de 2018.

Sé que las comparaciones no gustan, pero Samsung lo ha hecho mejor que Huawei con su P20 Pro en dos apartados clave: ha mantenido la conexión de auriculares de 3,5 mm (en mi opinión y experiencia es un rollo preocuparse por no perder el adaptador de USB C a jack audio); y ha mantenido el espacio dedicado para alojar una tarjeta micro SD, aunque en realidad no sea necesaria si se escoge el Galaxy Note 9 con 512GB de memoria interna total.

Este año sí se puede decir que Samsung lo ha bordado con su Galaxy Note, mis felicitaciones por adelantado.

Anuncios

Deja un comentario