Más de 100 días con el Huawei Mate 9, ¿Merece la pena comprarlo?

Sobre estas líneas tienes el vídeo en el que cuento mi experiencia tras más de 100 días de uso continuado del Huawei Mate 9, ya sea para trabajar como para disfrutar del tiempo libre: el teléfono lo puse en marcha el pasado 3 de Noviembre de 2016 y, a fecha de publicación de este artículo, lo continuo teniendo en el bolsillo de mi pantalón para manejar mi mundo “geek” y mi mundo “freak”. ¿Merece la pena comprarlo? En mi opinión, sí.

No me considero una persona conformista, y menos aún en lo que se refiere a tecnología: cuando uno recibe tanto producto para pruebas, es difícil ser fiel a un único dispositivo y no dejarse llevar por las tentaciones. Pero el Mate 9 ha sido el que, por el momento, ha logrado captar de lleno mi atención y se ha convertido en la perfecta “maquina” para manejar correo electrónico de trabajo, estar permanentemente conectado a las redes sociales, tomar fotos cuando me encuentro ante un instante que inmortalizar para el recuerdo y, claro está, disfrutar con Real Racing 3 cual niño con zapatos nuevos.

Para ser franco, nunca me he considerado un gran amante de los Phablets. Entonces, te preguntarás, ¿Qué ha hecho cambiar mi opinión? Son varios los motivos, entre ellos algo tan simple como el hecho de decir que, a simple vista, el teléfono me encanta. Claro está, hay mucho más que contar a parte de lo que se presta a la vista: ha sido fundamental el sentirme cómodo con su manejo, que el espacio esté bien acotado y aprovechado a pesar de ser un producto con pantalla grande. Delgado y con el peso bien equilibrado y, en definitiva, que al alojarlo en el bolsillo de mis vaqueros no me sea molesto.

El dispositivo que uno elige utilizar debe identificarse con las necesidades del día a día para evitar que, tras unos pocos días de uso, sea inevitable echarle el ojo a otra opción. ¿Qué está haciendo por mí el Mate 9?

  • Darme una buena autonomía energética. En mi opinión, este móvil Huawei puede presumir al igual que los P y Nova Series de contar con una excelente gestión energética al tiempo que, su batería de 4000 mAh, garantiza en mi caso un uso no inferior al día y medio en condiciones operativos normales. Para mí es un punto clave saber a ciencia cierta que el porcentaje de batería no descenderá a pasos agigantados cada vez que prenda la pantalla, la cual suelo mantener con un nivel de brillo fijo entorno al 70%.
  • Ser eficiente en la recuperación de capacidad energética. Contar con un sistema de carga rápida es vital, sobretodo si se dispone de poco tiempo antes de volver a usar el teléfono. Sí es cierto que estaría bien disponer de una opción para desactivar el sistema de carga rápida, aunque recuperar hasta un 55% de energía en solamente 30 minutos es algo que un servidor sabe valorar.

huawei_mate_9_100_dias_despues

  • Dejarme ser creativo y divertirme a la hora de tomar fotografías. Si algo no puedo evitar al salir a la calle en mi ciudad, hacer de turista en otro país, o mientras simplemente estoy comiendo en un nuevo restaurante, es fijarme en las cosas y tratar de captar la belleza que esconde un instante o un encuadre. Es algo que siempre me ha “perdido”, incluso cuando tomaba fotos con mi vieja cámara reflex de Nikon. Con el Mate 9 sigo disfrutando de mi otra gran pasión, la fotografía, y en ello la doble óptica Leica y los sensores RGB y monocromático son parte fundamental de la experiencia: encuadrar un objeto para luego desenfocar el fondo mientras manejo la apertura, aprovechar los 20MP del modo monocromático para retratos de persona o resaltar la belleza arquitectónica de un edificio, o simplemente detenerme ante un bonito paisaje y pulsar sobre el botón virtual en pantalla. En mi opinión, no le falta de nada a este Mate.
  • Ofrecer potencia y espacio visual para disfrutar de Real Racing 3. Cuando uno agarra un teléfono con pantalla de 5,9″ y con un procesador tan solvente como el HiSilicon Kirin 960, es difícil no quedar prendado por la experiencia multimedia que se presta a la vista: las carreras en Real Racing 3 discurren con plena fluidez y sin lags, y la calidad en gráficos es altísima también debido a que se ha incorporado la GPU Mali G71 (de lo último y más potente de ARM). El Mate 9 es una delicia en capacidad de respuesta, y eso se nota en cualquier actividad para la que vayamos a usarlo.

Un análisis con una semana de margen puede aportar mucha información, pero más de 100 días constituyen un margen de tiempo más que suficiente para afianzar una opinión y valorar un producto con mayor eficacia aún. El Mate 9 de Huawei me ha convencido como telefonía inteligente, más allá de ser un simple dispositivos de comunicaciones avanzado es la herramienta multimedia de la que no puedo prescindir. ¿Qué más me ofrece el producto? Gracias a la tecnología de sonido DTS, y sobretodo pudiendo contar con la genialidad de los auriculares BackBeat Sense y Pro 2 de Plantronics, disfruta muchísimo reproduciendo mi música favorita, mayormente bandas sonoras instrumentales de películas.

¿Por qué no aspirar a lo máximo? Huawei lleva ya tiempo demostrándome que ha llegado a lo más alto en telefonía móvil. Ahora tengo que esperar a la inminente llegada del P10 y, sobre el terreno, valorar que sería capaz de hacer por mí el nuevo “buque insignia anual”.

producto_recomendado

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s